Recibimos la triste noticia del fallecimiento en la tarde de ayer en la localidad de Alhaurín de la Torre, en la que residía, de José Gallardo López, toda una institución en el mundo del fútbol y el arbitraje. Vinculado al mismo desde su primera juventud, al igual que su hermano Claudio, fue  máximo responsable del Colegio de Árbitros de Málaga precisamente en la etapa de más esplendor.

El recuerdo imperecedero que deja entre quienes le tratamos y conocimos, permanece  junto al criterio unificado de que se trataba de un persona de excepcional condición en todas las facetas a las que dedicó su incesante actividad. Y sobresaliendo por encima de todas ellas, su enorme humanidad con las que afrontó este camino de la vida. Llegado a su final, este colectivo manifiesta su profundo sentimiento y pésame a sus familiares. A las 15,30 de hoy miércoles se celebrará la ceremonia de despedida a este querido personaje. Descanse en Paz.